Fecha actual Vie Oct 20, 2017 6:49 am


Todos los horarios son UTC - 5 horas [ DST ]


Nuevo tema Responder al tema  [ 3 mensajes ] 
Autor Mensaje
 Asunto:
Publicado: Mié May 02, 2007 10:24 am 
Desconectado
Novato
Avatar de Usuario

Registrado: Dom Mar 18, 2007 7:47 pm
Mensajes: 5
En la ley de Moisés exigí­a que cada ciudadano israelita tuviera un oficio o profesión, para Pedro y los hijos de Zebedeo su trabajo fue la pesca, actividad que resultaba redituable para los que emprendí­an dicha labor, el pescado fresco, seco o en cebiche era saludable.
Jesús decide emprender el llamado a sus primeros discí­pulos para su reino en las orillas del mar de Galilea, en contraste con la campaña de otros reyes, que primero acumulaban carros, caballos, gente que corriera alrededor del candidato y una gran bulla. Que escenario en la plataforma del Ungido de Dios, no habí­a pancartas, banderines, bocinas; solo barcas, redes y un mar inmenso.¿ Cuál serí­a su mensaje? Cualquier rey terrenal renunciarí­a ante aquel escenario, pero para el Maestro, aprovecharí­a aquel material didáctico para proyectar el inicio acerca del reino de Dios, el pueblo estaba hastiado de ver a los lideres religiosos en la opulencia, a costa de los pobres y demandar cosas que ellos ni con un dedo querí­an mover, su predicación estaba maquillado de santidad, eran considerados como los "ungidos"


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
Publicado: Mié May 02, 2007 10:26 am 
Desconectado
Novato
Avatar de Usuario

Registrado: Dom Mar 18, 2007 7:47 pm
Mensajes: 5
cuando nos llame debemos estar listo y prestos para ir, sin murmuraciones, sin objeciones y con un espí­ritu de fe, sabiendo que traeremos las gavillas, que se predicará, orará creyendo que la necesidad ya la resolvió el Señor, por eso los discí­pulos iban con doble ánimo, estaban avanzando mar adentro, porque es en lo profundo donde Dios quiere que avancemos, no es en la orilla, no es en la playa donde estarán los peces, por eso el tiempo de expectación y observación se debe de terminar, el turismo cristiano se debe terminar, es tiempo de adentrarnos y llevar nuestras redes mar adentro, es necesario llevar nuestro corazones dispuestos a ver la gloria de Dios, es urgente equiparnos de fe, misericordia, esperanza y amor para las almas, al avanzar con este equipo lo demás lo hará el Señor Jesús, así­ lo experimentaron Pedro y los hijos de Zebedeo, la pesca fue todo un éxito de tal forma que la red se rompí­a, tuvieron que llamar a la otra embarcación para que los apoyaran, después de atender las indicaciones del Espí­ritu Santo se tendrá como resultado el regocijo de traer pescados(almas) para el Señor Jesús; el océano que vive el mundo se encuentra contaminado, producto de vivir en la fármaco dependencia, homicidios, guerras, desintegración familiar, divorcios, herejí­a, idolatrí­a, smog, ateismo, y un sin numero de vicios que tiene esclavizado a sus habitantes, los cambios climatológicos son el resultado de estar destruyendo la ecologí­a, e allí­ la necesidad de cambiar dichos peces (personas) a aguas limpias, es necesario que aborden el arca de salvación, porque es irreversible que lo fauna marina de continuar así­ perecerán tarde que temprano, por eso se necesitan brazos y manos para sacar con nuestras redes a todas las especies del mar, para lograr esta noble tarea es prioridad de nuestras redes no estén deterioradas, para atraer a los peces será sumamente importante que vean nuestras mallas rodeadas de seguridad, que de ellas se desprendan luz (testimonio), calor (compañerismo), alimento (mensaje de Dios), para su subsistencia, nuestras redes deben tener sensibilidad (misericordia, interés por su alma ), a cualquier necesidad que se reclame, durante en proceso de captura será vital la paciencia, es pertinente aclarar que el tiempo es de Dios, cabe destacar que será un proceso de lucha contra la incredulidad, la depresión, decepción y la derrota, el enemigo nos hará creer que los peces no entrarán, que nuestro esfuerzo por tirar (predicar) las redes será inútil, que no tenemos el don para atraer a los peces, que han pasado meses e incluso años y no hemos pescado nada (que le hemos predicado el evangelio a equis persona por mucho tiempo y esta no da señal de arrepentimiento), los discí­pulos con toda su experiencia en el mar no pudieron pescar nada en un dí­a, pero Cristo siempre tiene algo nuevo que enseñarnos cuando caminamos con él, siempre estará presto para ayudar al hombre y a la mujer de Dios, que después de una ardua labor evangelistica "no se pudo pescar nada"


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
Publicado: Mié May 02, 2007 10:29 am 
Desconectado
Novato
Avatar de Usuario

Registrado: Dom Mar 18, 2007 7:47 pm
Mensajes: 5
unirnos todos, es tiempo de levantarnos de ese insomnio espiritual, es tiempo contribuir con nuestro esfuerzo a la pesca, porque si cada uno se hace responsable de su área, la tarea será mas fácil, cuando la iglesia de Dios avance mar adentro, cuando los sacerdotes estén a la mitad del mar con su respaldo en oración, ayuno el pueblo hará una pesca en gran escala, por eso apremiante que los lideres pasen primero para que las aguas bajen en su nivel y así­ conseguir con mas facilidad los anhelados peces, porque cuando vean los que están en la playa la prospera pesca, entonces creerán que Jesús tiene razón, que vale la pena ver los campos blancos y sacar de la red la diversidad de peces, será una satisfacción ver son como llevados a aguas vivas, al refugio eterno, a la arca eterna, Cristo Jesús, porque de esa manera se estará atendiendo el llamado de Jesús a seguirlo, a obedecer su voz, porque al proseguir al Señor el nos mostrará grandes cosas, entonces seremos testigos que andar con Jesucristo es lo mejor, el Apóstol Pedro así­ lo entendió, cuando llegó el dí­a de Pentecostés todos estaban reunidos en un mismo espí­ritu, (todos querí­an una pesca milagrosa), Jesús cumplirí­a su promesa de que Pedro serí­a pescador de hombres, él se habí­a adentrado mar adentro (intima comunión con Dios), estaba listo con su red (presto para ser usado como un instrumento), el Apóstol lo deseaba de corazón, así­ marcaba el comienzo de un llamando santo, cuando los siervos de Cristo están listos para la obra, Dios confirma que esta con ellos, que privilegio tuvo el Siervo en echar su red y pescar tres mil almas, por eso cuando la iglesia se une en un mismo sentir, se humilla ante su presencia, Dios prometió que descenderí­a a visitarlos, es momento de dejar las redes fí­sicas( cosas materiales en primer lugar) y tomar las redes que Jesucristo desea que tomemos las redes de: Evangelismo, consagración, comunión con el Padre y una vida en santidad, es el momento de dejar estacionada la barca del afán, pereza, conformismo, critica, murmuración y embarcarnos en la barca de la preocupación por las almas, este es el tiempo de la cosecha, es el tiempo de alistar nuestras redes e ir mar adentro, Jesús pasa por esta playa y nos dice: "mueve tu barca un poco a tierra"


Arriba
 Perfil  
 
Mostrar mensajes previos:  Ordenar por  
Nuevo tema Responder al tema  [ 3 mensajes ] 

Todos los horarios son UTC - 5 horas [ DST ]

¿Quién está conectado?

Usuarios navegando por este Foro: No hay usuarios registrados visitando el Foro y 1 invitado

No puede abrir nuevos temas en este Foro
No puede responder a temas en este Foro
No puede editar sus mensajes en este Foro
No puede borrar sus mensajes en este Foro
Buscar:
Saltar a:  
cron
Powered by phpBB © 2000, 2002, 2005, 2007 phpBB Group